EL CAMBIO DE FRECUENCIAS DE LA TDT LLEGA A LA TOTALIDAD DE LOS MUNICIPIOS DE LA COMUNIDAD VALENCIANA

19-02-2020

EL CAMBIO DE FRECUENCIAS DE LA TDT LLEGA A LA TOTALIDAD DE LOS MUNICIPIOS DE LA COMUNIDAD VALENCIANA

 

EL CAMBIO DE FRECUENCIAS DE LA TDT LLEGA A LA TOTALIDAD DE LOS MUNICIPIOS DE LA COMUNIDAD VALENCIANA

 

 

  • A partir del pasado 17 de febrero, los edificios comunitarios de 521 municipios de la comunidad autónoma deben adaptar sus antenas colectivas de televisión antes de finales de junio de 2020. Para ello, se dispone de ayudas públicas.

  • Las cadenas de televisión que tienen que cambiar de frecuencia emitirán simultáneamente a través de las frecuencias nueva y antigua antes de proceder al cese de esta última, con el objetivo de facilitar la adaptación a la ciudadanía.

  • Para realizar esta adaptación, en los edificios en los que sea preciso, los administradores de fincas o presidentes de las comunidades de propietarios deben contactar con una empresa instaladora registrada.

  •  

  • Por otro lado, el próximo 3 de marzo algunos canales de TDT dejarán de emitir en sus antiguas frecuencias en los 18 municipios donde el proceso comenzó en septiembre de 2019.

  • El cambio de frecuencias se produce por el mandato europeo para liberar el Segundo Dividendo Digital, que permitirá el próximo despliegue de redes ultrarrápidas 5G en la banda de 700 MHz.

  • La ciudadanía puede informarse en www.televisiondigital.es y en los teléfonos 901 201 004 y 910 889 879.

 

A partir del pasado 17 de febrero, ha comenzado el cambio de frecuencias de la TDT en la totalidad de la Comunidad Valenciana, según han informado hoy el subdirector general de Planificación y Gestión del Espectro Radioeléctrico del Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Antonio Fernández-Paniagua, y la delegada del Gobierno en la Comunidad Valenciana, Gloria Isabel Calero.

Durante este cambio de frecuencias, con el fin de facilitar la transición y minimizar el impacto para la ciudadanía en estos 521 municipios, las cadenas de televisión que tienen que cambiar de frecuencia emitirán simultáneamente a través de las frecuencias nueva y antigua (simulcast) antes de proceder al cese de esta última a finales de junio de 2020.  En este periodo, en los edificios de tamaño mediano y grande se tiene que adaptar su instalación de antena colectiva de televisión para poder seguir viendo los canales en estas nuevas frecuencias destinadas para ellos.

Estos nuevos encendidos de frecuencias dan continuidad a los ya comenzados en 18 municipios de la Comunidad Valenciana el 18 septiembre de 2019. En ellos, el cese de emisiones en las antiguas frecuencias de TDT finaliza el próximo 3 de marzo. Además, hay otros 3 municipios de la comunidad autónoma en los que el proceso se inició el 14 de noviembre de 2019 y se finalizará también a finales de junio.

En total, en la Comunidad Valenciana, con los cambios de frecuencias que se iniciaron en septiembre y los que dieron comienzo el día 17, casi 129.000 edificios comunitarios de tamaño mediano y grande, en los que residen aproximadamente 3.000.000 personas, adaptarán su instalación de antena colectiva de televisión para poder seguir viendo los canales de TDT.

 

¿Qué tiene que hacer la ciudadanía?

El cambio de frecuencias es un proceso que no implica la aparición ni desaparición de canales de televisión, ni la obsolescencia de televisores ni descodificadores de TDT. Tampoco afecta por igual a todos los edificios ya que solo deberán realizar adaptaciones los edificios comunitarios de tamaño mediano o grande que estén equipados con sistemas monocanales o centralitas programables. Por su parte, las viviendas individuales no necesitan hacer esta adaptación.

Por tanto, los administradores de fincas o los presidentes de comunidades de todos aquellos edificios que tengan que realizar estas adaptaciones deben contactar lo antes posible con una empresa instaladora registrada, siendo lo más recomendable solicitar varios presupuestos. En caso de que en un edificio o vivienda no se realice la adaptación necesaria antes de la fecha límite indicada, los ciudadanos podrán dejar de ver algunos canales. La recepción se recuperaría una vez se acometan dichos ajustes.

Independientemente del tipo de equipo de recepción de señal de los edificios, toda la población de estos municipios deberá resintonizar sus televisores con el mando a distancia para poder disfrutar de la oferta completa de TDT. En el caso de los 18 municipios de la Comunidad Valenciana en los que cesan ahora las emisiones en las antiguas frecuencias, deberá realizarse el próximo 3 de marzo, una vez que finalicen dichas emisiones.

Ayudas públicas

Para minimizar el impacto de este proceso sobre la ciudadanía, el Consejo de Ministros aprobó mediante Real Decreto el pasado 21 de junio de 2019 la concesión directa de subvenciones a las comunidades de propietarios afectadas, por un valor total de 145 millones de euros, gestionadas por la empresa pública Red.es. La cuantía de la subvención oscila entre 104,3 € y 677,95 € por edificación, en función de la infraestructura previamente instalada en el edificio.

Las solicitudes de ayudas se podrán presentar online hasta el 30 de septiembre de 2020, tras haber realizado previamente la adaptación de las instalaciones de recepción de la señal de TDT. Será necesario presentar la documentación justificativa, incluyendo la factura y el boletín de instalación. Solo se podrán solicitar ayudas para las actuaciones realizadas por empresas instaladoras del Registro de Instaladores de Telecomunicaciones de la Secretaría de Estado de Telecomunicaciones e Infraestructuras Digitales.

Canales de información a la ciudadanía

Los ciudadanos y ciudadanas podrán consultar todas sus dudas en la página web http://www.televisiondigital.es/ y en los teléfonos 901 201 004 y 910 889 879.

¿Qué es el Segundo Dividendo Digital?

El cambio de frecuencias de la TDT se produce a consecuencia del llamado Segundo Dividendo Digital, por el que se debe liberar antes del 30 de junio de 2020, por mandato europeo, la banda de 700 MHz del espectro radioeléctrico para permitir el despliegue de futuras redes de telecomunicaciones 5G. De esta manera, se hace un uso más eficiente del espectro radioeléctrico para que, en menor espacio, se mantengan los mismos servicios y liberar parte para la llegada de otros nuevos. Se mantiene así la apuesta por situar a España entre los países líderes en el desarrollo de la tecnología 5G, que impulsará la competitividad del tejido empresarial y facilitará la aparición de innovaciones disruptivas.