El Gobierno ha gastado más de 560 millones de euros en ERTEs desde que comenzó la pandemia para proteger a los trabajadores vascos

25/05/2021

Desde abril de 2020 a abril de 2021

  • Hasta 207.557 personas han estado en algún momento en situación de ERTE en el periodo abril 2020-abril 2021
  • Denis Itxaso: “Los ERTE han permitido salvar empleos, empresas y familias. Es una inversión sin precedentes que ha demostrado su eficacia durante los meses más duros de la crisis.”
  • En los momentos más críticos de la pandemia (durante el mes de mayo del año pasado) el número de trabajadores en ERTE alcanzó los 161.445

 

El Gobierno ha abonado en el periodo que  va desde abril de 2020 a abril de 2021 (ambos meses incluidos) 562,7 millones de euros para atender a un total de 207.557 personas diferentes que han estado en algún momento en situación de ERTE. El total acumulado en esos 13 meses supone unos pagos en concepto de cobertura de ERTEs de  43,3 millones de euros de media mensual.

Estas prestaciones, sumadas al resto de las que gestiona del Servicio Publico de Empleo (SEPE) han supuesto que los trabajadores de la comunidad autónoma reciban en el periodo abril 2020-abril 2021 más de 1.150 millones de euros.

En los momentos más críticos de la pandemia (durante el mes de mayo del año pasado) más de 161.445 vascos estaban afectados por un expediente de regulación temporal de empleo. El pasado mes de abril aún permanecían 38.518 trabajadores en Euskadi acogidos a esta fórmula.

“El Gobierno ha hecho una inversión sin precedentes y ha movilizado una ingente cantidad de recursos públicos para salvar empleos, empresas y familias”, destaca el delegado del Gobierno en el País Vasco, Denis Itxaso. “Una inversión”, añade, “que ha demostrado su eficacia. Los ERTE van a seguir mientras las adversidades continúen porque hay muchas personas que lo están pasando mal y el Gobierno va a acompañarles”.

La aplicación de los ERTE ha permitido “limitar y amortiguar los efectos de la crisis sobre el empleo y que las empresas recurran a ellos en lugar de a los despidos directamente ante un descenso de la facturación. Se han salvado miles de puestos en el mercado laboral vasco”, apunta Itxaso.

En principio, la figura de los ERTE tenía fecha de caducidad para el 31 de mayo, pero el Gobierno ya ha anunciado su intención de prolongarlos al menos hasta el próximo 30 de septiembre. Llegada esa fecha se volverá a analizar y evaluar si es necesario extenderlos después del verano.

 

ERTE abril 2020-abril 2021 (PDF · 29,63 KB)