La Delegación del Gobierno pone en valor su compromiso con la mejora del acceso a la vivienda en Cataluña



Ha firmado un convenio con la Generalitat por el que Cataluña recibe un total de 209,23 millones durante el periodo 2018-2021 para ayudas a la vivienda

22-07-2019

El subdelegado del Gobierno en Barcelona, Carlos Prieto, ha representado este lunes a la Delegación del Gobierno en Cataluña en la reunión mantenida entre representantes del Gobierno, de la Generalitat de Catalunya, del Ajuntament de Barcelona y activistas de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca.

El subdelegado ha puesto en valor el compromiso del Gobierno con una nueva política de Vivienda “que tuvo su primer ejemplo fehaciente en el desistimiento acordado con la Generalitat, siempre en contacto con las entidades promotoras de la ILP contra los desahucios, del recurso de inconstitucionalidad presentado por el anterior ejecutivo contra la Ley 24/2015 del Parlament de Catalunya que está pendiente del desarrollo normativo que compete a la Generalitat”.

En virtud del desistimiento de la impugnación se puede mantener, de acuerdo con la doctrina que establece el TC, las siguientes medidas protectoras esenciales, incluidas tanto en la ley 24/2015 como en la  4/2016:

  • La propuesta de alquiler social por parte de los bancos a la persona en riesgo de perder su vivienda
  • La expropiación de uso temporal de viviendas vacías propiedad de bancos o grandes corporaciones y cesión obligatoria de uso de las mismas viviendas
  • Obligación de realojo en determinados supuestos de personas o unidades familiares en riesgo de exclusión residencial

Así mismo, el subdelegado del Gobierno en Barcelona ha recordado la firma del Convenio del Plan Estatal de Vivienda 2018-2021 en julio de 2018 mediante el cual se dota a la Generalitat de recursos económicos por un total de 209,23 millones de euros para ayudas a la vivienda. El primer abono de recursos se efectuó en septiembre por un total de 20,92 millones de euros.

El convenio compromete a la Generalitat a sumar otros 62,77 millones a los 209,23 comprometidos por el Estado y acuerda que el total previsto de 272 millones se destinen a los siguientes programas:

  • Programa de ayuda al alquiler de vivienda, 155,03 millones de euros
  • Programa de fomento del parque de vivienda en alquiler, 50,75 millones de euros
  • Programa de fomento de mejora de la eficiencia energética y sostenibilidad en viviendas, 4,25 millones de euros
  • Programa de fomento de la conservación, de la mejora de la seguridad de utilización y de la accesibilidad en viviendas, 52,04 millones de euros
  • Programa de fomento de la regeneración y renovación urbana y rural, 9,94 millones de euros

 

Se estima que en desarrollo del citado convenio se podrán conceder más de 145.720 ayudas en Cataluña. Además, la actividad necesaria para realizar los trabajos de rehabilitación y promoción de viviendas para el alquiler generará una inversión global de 292,44 millones de euros, unas cifras que ayudarán a crear aproximadamente 5.130 puestos de trabajo.

Carlos Prieto, ha defendido que, además del convenio con la Generalitat y la dotación de recursos para aplicarlo, el Gobierno aprobó en su día un Real Decreto-Ley de medidas urgentes para mejorar el acceso a la vivienda y favorecer el alquiler asequible que introducía más protección para los hogares vulnerables.

También ha recordado que el proyecto de Presupuestos Generales del Estado para 2019 contemplaba un incremento del 43,4% para el sector de la vivienda con el objetivo principal de fomentar la oferta de alquiler social y asequible, invertir en rehabilitación, regeneración y renovación urbana, y en ayudas al alquiler para las familias más vulnerables.